Sesión de Descubrimiento Gratuita en Enero
  • 0 productos
  • 5 Pautas Para Aumentar Tu Carisma

    ¿Te preguntas por qué hay personas con las que apetece estar más que con otras? ¿Por qué hay gente que parece tener una aura especial que atrae a todos los de su alrededor?

    Puede que parezca un don innato que solo tienen algunos, pero la clave de estas personas es que saben hacer sentir bien a los demás. Y si ellos saben hacerlo, nosotros también podemos aprender.

    En este artículo comparto contigo algunos trucos que te ayudarán a aumentar tu carisma y te enseñarán cómo hacer sentir bien a los demás.  Son 5 pautas sencillas y que podrás empezar a aplicar desde ya. Ante todo, es importante que tengas claro que  el punto de partida para tener más éxito con las demás personas es interesarnos verdaderamente por ellas. 

    5 Pautas Para Aumentar Tu Carisma

    1. Empecemos por usar su nombre: Nada tiene tanto efecto como oír nuestro nombre cuando se dirigen a nosotros, al hacernos una consulta, cuando quieren hacernos participe de una conversación, etc. Ya sabemos que parece básico, pero siendo tan conscientes de lo que nos gusta a nosotros mismos, lo hacemos muy poco con los demás.

    2. Sonriamos: Más, mucho más. Tomemos conciencia de con cuantas personas nos cruzamos a lo largo del día y pensemos en cuanto y como les sonreímos. Y es que la sonrisa no solo debemos usarla al saludar sino también al escuchar. Cuando nos encontramos con alguien que al escucharnos tiene una sonrisa amable y relajada en su cara, ¿no nos hace sentir bien? Practiquemos la sonrisa desde dentro.

    3. Mirar a los ojos: Calibrando y detectando cómo y cuanto de cómodo se siente nuestro interlocutor, para que no se sienta invadido, intimidado. Que sea como una invitación a tener una conexión visual pero siempre con su consentimiento.

    4. Escuchar: Lo más importante es el otro, dejemos aparcado nuestro yo, yo, yo, y atendamos de verdad lo que la otra persona nos cuenta. Es preferible que hablemos cuando la otra persona ha terminado para que se sienta atendido y escuchado.

    5. Seamos positivos: Hablemos positivamente, ejercitemos el entusiasmo. Todos preferimos estar con personas alegres, que no ponen problemas a las cosas, que aún en un momento de desánimo siempre ven algo bueno. Evitemos el discurso derrotista y negativo. Evitemos las quejas.

    Solo tenemos que dedicarnos unos días a observar cómo interactuamos, a analizar si hacemos todo lo posible por hacer que la otra persona se sienta bien. A ver cómo nos mostramos a los demás.

    También podemos anotar los aspectos que nos gustaría mejorar.

    Podemos buscar referentes de personas que nos parezcan carismáticas y anotar esas cualidades que nos gustaría tener y ver cómo lo hacen.

    Es importante no desanimarse. Si no sale, sigamos intentándolo. Practiquemos, practiquemos, practiquemos.

    Y sobre todo disfrutemos de estar con las personas. Disfrutemos y divirtámonos tratando de ser mejores en nuestra relación con los demás. 


     

    Si crees que el Coaching Emocional puede ser la solución para ti, durante el mes de enero te ofrezco la Sesión de Descubrimiento Gratis.

    Rellena el formulario y me pondré en contacto contigo para agendar tu Sesión de Descubrimiento gratuita.


    Deja una respuesta

    Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.